Decreto Exento

El Decreto Exento había sido hasta ese momento una herramienta muy utilizada por la Dictadura Militar para “detener” a opositores al régimen, o armar operaciones de “montaje”, sin tener que recurrir a los Tribunales de Justicia.

“Lo que hacía el ministro Fernández era ser parte de un engranaje en que el juego era entregar en blanco y con fecha incierta un Decreto Exento a la CNI, que detenía a los opositores, los torturaba y firmaba con posterioridad la legalización, cuando decidía hacerlos aparecer ante la Justicia” , Diputado Sergio Aguiló, refiriéndose a su detención por la CNI en 1981.

Luis Gubler Díaz fue secuestrado el día 26 de febrero de 1982, a razón de un Decreto Exento emitido por el Ministerio del Interior del Gobierno Militar. Hablamos de “secuestro” porque en Democracia las ordenes de detención solo pueden ser emitidas por un Tribunal de Justicia. Nunca hubo una orden de detención emitida por algún Tribunal de Justicia en contra de Luis Gubler Díaz.